nutricion lio confusion

9 RAZONES Por Las Que LA NUTRICIÓN ES UN LÍO

¿Te sientes confundido con tanta información sobre nutrición? ¿Cuál es la mejor dieta? ¿Cómo adelgazar? ¿Qué comer para ganar masa muscular? Un montón de respuestas de todo tipo a las mismas preguntas. ¿Sientes que la nutrición es un lío? Vamos a ver por qué hay tanta confusión en el mundo de la alimentación.

#1 Rodeados de demasiada información sobre nutrición

Te levantas por la mañana, entras en Facebook y te encuentras un post compartido de tu amiga que te habla de las 7 propiedades mágicas del agua con limón. Coges el coche y mientras vas al trabajo oyes por la radio que las bayas de goji son un súperalimento imprescindible para tu alimentación. Mientras comes al mediodía en las noticias dicen que comer sin gluten si no eres celíaco hace que tengas más riesgo cardiovascular. A media tarde te pica la curiosidad y pones en Google la dieta alcalina esta que sigue tu amiga. Te aparece esto:

dieta alcalina resultados

Nada más y nada menos que casi 3 millones de resultados hablando de dietas alcalinas. El primer resultado te habla de desintoxicar tu cuerpo INCREÍBLEMENTE mientras que el quinto te habla de creencia pseudocientífica.

Sin duda, estamos sobrealimentados de información y desnutridos de conocimiento.

Y si no has estudiado un grado en nutrición o has seguido durante mucho tiempo a un buen nutricionista, probablemente te cueste responder a las siguientes preguntas:

¿El vino es bueno para el corazón? ¿Un zumo de naranja es saludable? ¿El agua con limón ayuda a prevenir los resfriados?

vino para el corazón?

¿Y si te aseguro que ninguna de los tres es cierta?

Una parte de tí quizás se siente escéptica con lo que te acabo de decir. Otra a lo mejor me cree porque piensa: bueno, al fin y al cabo es nutricionista y sabrá de lo que habla. Otra quizás tiene ganas de llorar porque ya no sabe qué es verdad y qué no acerca de lo que ha leído y oído sobre alimentación saludable.

#2 La nutrición es una ciencia muuuy joven

Comemos desde hace cientos de miles de años, pero los batidos verdes se considerarían una fracción de segundo si pusiéramos la alimentación del ser humano en 24 horas.

Desde sus inicios a mediados del siglo XVIII con el primer experimento científico de James Lind, la nutrición ha tenido victorias épicas, resbalazos y caídas fatales.

¿Recuerdas cuando decían que el huevo aumentaba el colesterol? ¿O que la grasa de la leche era mala? Ups… Ahora sabemos que son dos afirmaciones falsas, pero pasarán aún unos años hasta que todo el mundo se haya enterado.

Huevo colesterol nutrición

Fue hace dos días que se descubrieron las vitaminas. Y tan solo unas horas que se secuenció el ADN por primera vez.

Los científicos escriben en lápiz ya que la nutrición humana está en constante evolución.

#3 El dinero va destinado a la prevención de enfermedades, no a la nutrición óptima

Las Enfermedades No Transmisibles son, de lejos, la mayor causa de muerte en el mundo -representando el 63% de todas las muertes anuales según datos de la OMS.

Por ese motivo los gobiernos destinan inmensas cantidades de dinero a prevenir tal cantidad de muertes y no a que los que comen más o menos bien lo hagan mejor. Es más importante remediar el cáncer y los infartos que no saber cuánta creatina es la óptima para ganar músculo.

¿Cuándo fue la última vez que viste a un grupo de voluntarios recaudando dinero para la ONG Abdominales de Hierro?

marcar abdominales

Por ese motivo la mayoría de estudios científicos sobre nutrición terminan diciendo: hacen falta más estudios para confirmar esta hipótesis.

Y ahí estamos, avanzando lentamente. Como leerás más adelante, sólo hay unos pocos consejos que podamos afirmar que harán que estés más saludables si los cumples.

#4 Los estudios de nutrición suelen estar subvencionados por terceros con intereses

Aunque estén realizados por científicos éticos, de dónde procede la subvención suele tener un efecto sobre las conclusiones finales del estudio.

Los intereses afectan las conclusiones de los estudios

Como analizó esta revisión sistemática, las revisiones sistemáticas con conflictos de interés fueron 5 veces más propensas a no relacionar azúcar con ganancia de peso que aquellas que no tenían intereses económicos.

¿Qué casualidad, verdad? Y no hablamos de una comparación de un par o tres de estudios, sino de 17.

azúcar ganar peso

El diseño del estudio afecta las conclusiones

Un estudio se puede diseñar de muchas maneras. Y hay formas de enfocarlo para que se resalten los beneficios de tal producto.

Para que te hagas una idea, es como si quieres esconder o resaltar que un atleta es mejor que otro. Si lo quieres esconder, cronometrarás a los dos haciendo diez flexiones y dirás en las conclusiones: el atleta “malo” sólo ha tardado 4 segundos más que el “bueno”. En cambio, si quieres que se vea la diferencia harás otro diseño de estudio totalmente distinto y los cronometrarás haciendo 100 flexiones.

Si no sale lo previsto, se guarda el estudio en un cajón

¿Piensas que Coca-Cola va a pagar un montón de dinero extra para que un grupo de científicos revise un estudio que dice que sus bebidas provocan obesidad infantil y lo publiquen en una revista de impacto mundial?

Si después de todas las artimañas la cosa sigue apuntando en contra de la empresa, lo que hacen es guardar el estudio en un cajón y aquí no ha pasado nada. Besar a la santa y rezar un par de ave marías para que no lo encuentren y listo. A ver si el próximo refleja mejor lo que queremos vender. ¿O no harías tú lo mismo si fuera tu empresa?

#5 Demasiada diversidad poblacional

Muy pocos estudios reciben la subvención y cuentan con las herramientas estadísticas suficientes y necesarias para tener en cuenta factores como: edad, sexo, genética, niveles de estrés, nivel socioeconómico, horas de sueño, antecedentes dietéticos…

Por ese motivo, por muy bien diseñado que esté un estudio, es casi imposible aislar el alimento concreto del resto de factores que influyen sobre la salud (salud mental, traumas, preferencias alimentarias, horarios de trabajo, alcohol, hormonas, clima, cultura, contaminación ambiental, dietas anteriores, adicciones, tabaquismo…)

Incluso el hecho de saber que se forma parte de un estudio científico puede influir a los voluntarios, y por lo tanto, al resultado final.

De ahí que sea un poco precipitado aplicar las conclusiones de un estudio a la población mundial o a un sujeto en particular.

Y menos en estudios con ratas o cultivos celulares.

Estudio poblacional

#6 Contar calorías es SÚPER impreciso

Calorías ingeridas

Cuando una base de datos o una tabla de composición de alimentos te dice que un huevo contiene 78 kcal, es sólo una aproximación. Y los márgenes de error permitidos son amplios -hasta un 20-25%. Es decir, que ese huevo puede tener entre 94 y 62 kcal.

Lo mismo ocurre con los etiquetados de los alimentos aquí en Europa.

Calorías quemadas

Además, tampoco podemos saber con exactitud cuántas calorías consumes tú en particular. Mientras que un corredor “quema” el equivalente a tres huevos en media hora, otro puede “quemar” sólo uno.

Calorias quemar correr

Al fin y al cabo, las respuestas que podemos dar se basan en las herramientas de medición de las que disponemos ahora mismo. Y estas herramientas no son para nada perfectas.

Por lo tanto, cualquier respuesta a la pregunta ¿Cómo afectan las calorías a mi peso? va a ser compleja e imprecisa.

#7 La gente tiene mala memoria

Dado que es mucho más económico de realizar, muchos estudios basan su metodología en preguntar a los participantes sobre sus hábitos alimenticios y de vida. Son los llamados estudios observacionales.

Rápido: ¿cuántas veces has desayunado tostadas este mes? ¿Cuántas cucharadas soperas de aceite has tomado hoy a la hora de comer, dos o tres? ¿Cuántas piezas de fruta has comido esta semana? ¿Cuántos helados comes al año?

Todas estas preguntas te las puedes encontrar en cuestionarios de frecuencia de consumo de alimentos.

O: ¿Cuántos minutos corriste el último día? ¿Cuántas escaleras sueles subir al día?

Se entiende, ¿verdad?

#8 Correlación no quiere decir causa

¿Comer mucha proteína causa problemas de riñón? ¿O da la casualidad que la gente con problemas de riñón ha comido mucha proteína al largo de su vida?

Sólo unos pocos modelos de estudio (caros, por cierto) pueden dibujar conclusiones más claras de causa-efecto.

El resto son un poco dudosas ya que no siempre A es el causante de B aunque se observen juntos.

¿Verdad que no dirías nunca que abrir los paraguas aumenta las probabilidades de lluvia, aunque siempre que llueve vieras a gente con el paraguas abierto?

relacion causa efecto

#9 Investigar es difícil, interpretar resultados aún más

Los periodistas intentan hacerlo lo mejor que pueden, pero la mayoría no son científicos entrenados. Eso significa que pueden malinterpretar o sobrexagerar conclusiones de estudios. Además, hay editores que para atraer más miradas crean titulares más llamativos de lo que en realidad hay de ciencia detrás.

De hecho, aunque un estudio puntual pueda ser interesante, sólo es una diminuta pieza más de un puzzle gigante que tardaremos cientos (o miles de años) en recomponer.

Entonces, ¿qué me creo?

Es genial que leas artículos y revistas de salud, pero siéntete libre de ignorar los titulares llamativos o los trucos secretos para ver resultados rápidos y sin esfuerzo. En vez de eso, fíjate en los patrones que se repiten una y otra vez a lo largo de los años.

6 tips para un estilo de vida saludable

#1 Come productos mínimamente procesados (especialmente de origen vegetal)

Es decir fruta, verduras  y hortalizas, cereales integrales, legumbres, frutos secos y semillas en almenos un 80% de tu alimentación diaria.

nutricion saludable ensalada

#2 Haz actividad física habitualmente

Combinando ejercicios de baja, media y alta intensidad. Así tu cuerpo siempre se sentirá retado y no acabará apoltronándose con la misma actividad día tras día.

actividad fisica saludable

#3 Evita cualquier consumo de tabaco y alcohol

Una ensalada no compensa un cigarro o una copa de vino. En ambos casos, el consumo más saludable es cero.

dejar de fumar tabaco

#4 Duerme bien

Tanto en calidad de sueño como en horas de sueño.

dormir bien sueño calidad

#5 Controla el estrés

Ya sea haciendo yoga, meditando, saliendo a pasear o aprendiendo a decir que no cuando sea necesario.

meditar para estres

#6 Cultiva buenas relaciones

El aspecto social es importante para una buena salud mental. Tejer relaciones de soporte y confianza no es menos relevante que alimentarse adecuadamente.

buenas relaciones sociales

Empieza a partir de hoy

Mientras la ciencia de la nutrición sigue realizando estudios para resolver interrogantes, desde hoy mismo puedes empezar a cuidar estos seis pilares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba